empaquetar ropa

¿Te preparas para empaquetar ropa de mudanza?

A veces algunas personas no saben la cantidad de ropa que tienen en su closet hasta que tienen que mudarse, y ahí encuentran cosas que ni siquiera sabían que existían, también al momento de una mudanza piensan que la ropa no será problema encontrar un huequito para trasladarla. Lo cierto es, que la ropa es un elemento importante para el día a día, ya que si te estás mudando quizás puedas comer en algún sitio de comida, y no necesitarás cocinar, entonces los implementos de cocina no harán falta, pero si tendrás la necesidad de ducharte y cambiarte de ropa, entonces en importante embalar muy bien, y saber dónde se encuentra.

Es por eso, que te daremos algunos consejos para empaquetar la ropa en plena mudanza, y así puedas realizarlo de una manera ordenada, eficiente y efectiva en medio de una mudanza.

Antes de la mudanza

En una mudanza es un buen momento para realizar una limpieza de lo que ya no utilizas. Divide aquellos que vas a regalar, algunas cosas que quieras vender y otras que puedas colocar en basuras de reciclaje, recuerda las medidas amables para el medio ambiente son ya una obligación si queremos seguir en este planeta.

Con esto ahorraras espacio para tu nuevo hogar, y le darás prioridad a las cosas que realmente utilizas y necesitas al momento de empaquetar ropa de mudanza. Ya sabes ten siempre presente que mientras más liviano, mejor.

Ordena y guarda por separado la ropa de la familia, puedes colocarle incluso el nombre a la caja o bolsa, de esta manera al momento de desempacar no tendrás que separar la ropa y organizarla, ya que en cada caja estará la ropa de cada miembro por separado y ordenada, así ahorraras tiempo.

Otro tips importante es separar tu ropa que usas usualmente de la que no, o si en una caja está toda la ropa puedes guardar al fondo de la caja la que no usas con frecuencia, y más a la vista la que sabrás que necesitarás, evitar abrir todas las cajas y sacar prendas para buscar la blusa que buscas.

Cómo todo, existen una ropa que es menos delicada que otra, hay algunas prendas que necesitan mayor cuidado que otras, y eso debes tenerlo en cuenta al momento de empaquetar ropa de mudanza, como por ejemplo los trajes o vestidos.

Envolverlas en fundas de plástico o tela ayudará, y quizás puedas añadirle bolsitas antihumedad para la ropa, de esta manera le estarás dando mayor protección, evitarás daños y llegarás a salvo con toda tu ropa a tu nuevo hogar.

Por último, no olvides doblar muy bien la ropa o tratar de extenderla lo más que puedas antes de guardarla, así evitarás arrugas muy intensas, y si prefieres también puedes contratar una empresa especializada en el área que te pueda ayudar.

Al momento que se está realizando una mudanza lo que más se acostumbra es dejar de alimentarse bien o cumplir con ese momento que solemos entregar a clases de relajación o ejercicio físico, evita esto al 100%. Piensa que para guardar todo con paciencia y tener energía necesitas estar en armonía y equilibrio. Date todo el amor del día y después a entregarlo a tus cosas materiales ¡Mucho éxito!

Call Now Button
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad